MILENIO AZUL
Círculo Nuevo Criterio

 

T E M A S

EN MI NOMBRE, NO
José A. Cavanillas

                                                                                                                            
                                                                                                                        

Su Santidad el Papa Emérito Benedicto XVI, dentro del espíritu de conciliación, paz, perdón y verdad que caracteriza su Ministerio heredado de sus antecesores, Juan Pablo I y especialmente Juan Pablo II, pronunció unas inocentes declaraciones, lamentando que otra gran religión monoteísta (grande, por número de seguidores), el Islam, haya considerado aspectos que propician la violencia, desde su mismo origen.

Lo que fue el clamor de un pesar, con ánimo y deseo ferviente de sentimiento, confraternización ante los difíciles y desgraciados acontecimientos que constriñen el corazón del Emérito Santo Padre, enseguida ha sido utilizado y manipulado por los apóstoles del odio, la inquina y el asesinato sectario, apoyados por la progresía intelectualoide que emponzoña la cultura mundial. Todos ellos ávidos de lograr lo que no han sido capaces, ni por convencimiento ni por criminales persecuciones que ahora, tanto niegan: doblegar el espíritu henchido de FE, de quienes profesamos la religión fundada por Jesucristo Nuestro Señor.

Todo vale para desatar la aversión o para justificarla. Tal y como plantean sus infames postulados, pareciera que es el mundo católico, el que desató los crímenes de las Torres Gemelas de Nueva York o los asesinatos perpetrados con alevosa inquina en los trenes de Madrid, las líneas de Metro de Londres, sala Bataclán de París… O el de la pasada noche del 22/05/2017, en Manchester.

Pero el listado sería demasiado extenso, en la medida en que se remonta al mismo momento en que el Profeta Mahoma comenzó a predicar su doctrina. Más de un millar de años sembrando de sangre inocente y la destrucción por doquier.

Ahora y continuando con la línea de conducta que tanto les ha caracterizado, exigen que los Católicos les pidamos perdón por ser víctimas de su infamia. Y para demostrar al mundo que su religión no propicia el odio, incendian iglesias y asesinan con impunidad a cualquiera que tenga la desgracia de cruzarse en su camino. Ahora les ha tocado a unos adolescentes y niños, que salían en la ciudad inglesa de Manchester, de un concierto de música pop. Música prohibida por cierto, por estos apóstoles del odio sanguinario.

Pero no. Es una calumnia: el crimen no lo cometen personas a las que se les educa en el resentimiento. El crimen, a tenor del mundo islámico y la cohorte de amargados progresistas, lo consuman siempre… ¡las víctimas, que cometen la torpeza de estar en el lugar equivocado y en el momento equivocado… o víctimas que cometen la terrible osadía de ser católicos!

Y es que cualquier excusa es buena, con tal de continuar con la espiral de oprobio que comenzó en el desierto y en nuestra historia española más reciente, continuó con la brutal persecución a que los católicos de los años 30, fueron sometidos por odio a la FE y persiste, con los crímenes terroristas referidos y cotidianamente con la mentira y la burda manipulación de los acontecimientos, a través de una adulteración odiosa de la filiación de los criminales y su seguimiento de una religión cuyo pilar básico es el asesinato de los “infieles”.

Mentiras y falsificaciones entre un mundo civilizado y una caterva de bravucones neandertales, cuyo concepto de civilización se caracteriza por el fanatismo, la intransigencia, el genocidio, la esclavización de niños y mujeres para solaz de megalómanos oligofrénicos, incapaces de hacer uso de aquel instrumento que dignifica al hombre y le separa de la bestia: la palabra.

No. En mi nombre no se ha de pedir perdón, porque la ofensa pertinaz proviene de quienes alardean de víctimas, cuando la lógica y la razón, constantemente nos enseñan que son vulgares verdugos, no sólo para quienes pensamos o tenemos creencias diferentes, sino también para con los suyos. Y si no es así, que alguien me explique quienes son suníes y chiíes y por qué se matan en Irak, en Siria, la India, Pakistán…

                                                                                                                             

                                                                                                                          
A Página Principal

           

NUEVO CRITERIO - MILENIO AZUL
Apartado de Correos 47  -  15080 La Coruña, España
milenioazul2000@yahoo.es